domingo, 18 de febrero de 2018

SOLO COSAS BUENAS!!!

Normalmente las soluciones a problemas muy grandes suelen ser las más simples; ¿qué les parece esto?. He comprobado tantas veces lo que acabo de decirles y sin embargo comprobar esto en cada ocasión me sorprende muchísimo!!!. Y ahí es donde encuentro la razón por la cual Dios dijo "dejad que los niños vengan a mí".
Si todos fuéramos capaces de ser como niños.... El problema es que llenamos la mente con tantas cosas complicadas, rebuscadas que dejamos de ver las cosas más simples. 




Sufrimos cuando peleamos con alguien que amamos, empezamos a recordar todas las cosas hirientes que le dijimos, nos torturamos recordando todas las cosas hirientes que nos dijo la otra persona o que nos hizo, cuando en realidad lo más probable es que todo eso se haya debido a todo lo que nosotros con nuestros propios actos o palabras generamos en la otra persona. ¿Qué es lo que pasa?, que dejamos que sea el tiempo quien soluciones las cosas, pero a veces el tiempo solo agranda las distancias y estas se convierten en abismos de arrepentimiento y de culpa...... ¿qué pasaría si tan solo buscáramos a esa persona para pedirle disculpas?, ¿es tan sencillo verdad?, tus miedos podrían estarte diciendo ahora que lo más seguro es que la otra persona se burle o no te perdone y encima perdiste tu dignidad. 
Bueno en primer lugar déjame decirte que jamás ha perdido el que ha intentado todo; que empiezas a perder tu dignidad cuando te olvidas de tí mismo. NADIE DEBERIA SER MAS IMPORTANTE QUE TU y en segundo lugar te digo que la persona más valiente es la que reconoce sus errores y pide disculpas por ellos; pero en algo tienes razón, jamás podremos saber cómo reaccionará la otra persona, eso le corresponde solo a ella, pero todo lo que haces tú depende solo de ti, entonces si la otra persona no es capaz de disculpar y pedir disculpas no has perdido nada más que un poco de tiempo; deja que ésta persona siga su propio camino.

Me encontré con muchas personas que al recordar la manera en la que actuaron en el pasado, en eventos que al día de hoy les producen tristeza, me dijeron que hoy harían las cosas de una forma diferente.
Bien, ¿sabes que eso es cierto?, claro que hoy harías las cosas de diferente manera, porque aprendiste la lección, hoy tú ya no eres la misma persona de ese tiempo, hoy sabes más cosas, hoy eres más fuerte.
Entonces, ¿qué puedes hacer para dejar de pensar en lo que hubieras hecho?, recordar que hiciste lo mejor que pudiste en ese momento, hiciste todo lo que pudiste hacer con las cosas que sabías en ese tiempo. Solo recuerda que hiciste lo mejor que pudiste, en cada momento que hoy aún te produce dolor, y te digo más; ya no volverás a pasar por un momento similar, porque aprendiste de cada lección, ya pasaste ese curso; pero si alguna vez te volverías a encontrar en una situación similar, te garantizo que sabrás a la perfección lo que debes hacer.

Recuerda que la vida, no es complicada; los complicados somos nosotros, por eso simplemente dedícate a ser feliz con todo lo que tienes y lo que no tienes hoy, con todas esas personitas que hoy están junto a tí. 
Haz lo mejor que puedas cada día y con cada una de ellas, no esperes que las personas te respondan en la medida en que tú lo harías, todos somos una miscelánea de colores. Cada uno aporta desde su propia forma de ser y eso es magnífico, eso es digno de disfrutar porque cada una sabrá aportar en tu vida desde su propia perspectiva, no de la tuya. Creo que la vida sería muy aburrida si todos reaccionarían de la misma forma que nosotros.

¿Cómo debemos entonces enfrentar el futuro?: Al futuro hay que construirlo en el presente, es necesario que recuerdes eso. Todo el tiempo; nos perdemos demasiado en las preocupaciones del mañana. Lo que sí podemos hacer por el futuro, es esperarlo con confianza, se nos olvida que Dios esta al mando, ¿por qué siempre pensamos en cosas malas?.... ¿Qué pasara en el futuro?:  

¡¡¡SOLO COSAS BUENAS!!!

Así de simple es la vida!!!, lo único por lo cual deberías preocuparte realmente, es de aprender lo que necesites aprender para ser cada día un mejor ser humano, esa es la única responsabilidad que tienes para contigo mismo.




domingo, 11 de febrero de 2018

¿Y SI EMPIEZAS A PENSAR EN LO QUE YA TIENES?

Me quedé pensando en todas las formas en las que somos plenamente bendecidos y el hecho de que no nos demos cuenta.
Pensamos tanto en lo que tenemos y queremos que realmente no nos damos cuenta de lo afortunados que somos en muchos sentidos, simplemente nos hemos mal acostumbrado a ver las vida en términos de carencias.

¿Puedes disfrutar la vida si todo el tiempo piensas en lo que te hace falta?.... 
Probablemente estamos rodeados de personas que nos quieren pero buscamos incansablemente el amor de una pareja, quizá contamos con un trabajo en tiempos en los cuales muchos lo buscan sin cesar, pero no podemos ser felices porque no tenemos lo que "queremos".
Hace unos días no pude evitar observar a una persona que reclamaba por el precio al cual había adquirido un libro para su hijo. Lo primero que pensé es que días atrás ese libro estaba a un precio mayor y que justo ese día estaba en oferta, imaginé a todos los padres que quisieran que sus hijos lean más y ahí estaba ella ignorante a por lo menos dos maneras en las cuales había sido bendecida.

¿Te pusiste a pensar que a lo mejor tu haces lo mismo?

Me quedan grabados los versos del poema de Antonio Machado, uno de mis favoritos; "Caminante no hay camino; se hace camino al andar".

Muchas personas en talleres que dicto me preguntan ¿cómo se puede vivir mejor?, les respondo con absoluta franqueza que no hay fórmulas mágicas, uno no puede asistir a un curso para aprender eso, simplemente vamos trazando nuestra propia ruta, somos cada uno de nosotros los que hacemos nuestro camino.

Me resulta incomprensible que no puedas darte cuenta de la inmensa fuerza que posees, del increíble potencial que tienes para llevar una vida plena. No es necesario asistir a cursos de formación, nadie nos podrá mostrarte el camino que te toca recorrer, lo que sí puedo decirte es que permanezcas atento a todo lo que pasa a tu alrededor pero hazlo con una mirada optimista, jamás alimentes el desánimo.

Te aseguro que tu vida esta llena de bendiciones, tienes exactamente todo lo que necesitas para ser feliz y es que hasta los problemas y los tropiezos de tu camino están ahí para enseñarte lo que te hace falta aprender y eso es algo muy bueno porque te haces cada vez más fuerte. 
La vida sí que es una aventura, jamás sabes lo que te irás a encontrar más adelante pero tienes una sola certeza, tu presente; no lo desperdicies en pelear con molinos de viento, disfruta lo que tienes.

Probablemente las cosas que hoy te hacen feliz, ni siquiera las generaste tú; y es que la mayoría esta demasiado ocupado tratando de conseguir lo que le "falta". la vida es muy sencilla en realidad, de lo único que realmente debes preocuparte es de buscar aquello que te hace feliz, de agradecer más las cosas que se te presentan, te aviso que cada día trae una hueva bendición consigo, incluso si eso significa que una sola persona te abrace con todo su afecto ese día, o que alguien te diga que haces bien tu trabajo, o simplemente que al final del día te recuestes con la sensación de que tuviste un "buen" día.

Ahora que te mencione algunas de las bendiciones con las que cuentas, ¿pudiste encontrarlas en tu diario vivir?, que el afán por buscar lo que aparentemente "necesitas" no te quite la dicha de ver todo aquello con lo que fuiste y eres bendecido, que sientas más gratitud que frustración pero sobre todo que poco a poco vayas retomando esa fuerza interior que ya tienes y que se acrecienta con cada vivencia.

Vas haciendo tu propio camino y sería maravilloso que te des cuenta de todo lo que ya has superado, que alimentes la confianza en lugar del miedo. ¿Que te parece si a partir de hoy empieza a contar más lo que tienes y menos lo que "necesitas"?.



domingo, 4 de febrero de 2018

LA SUMA DE LAS VIVENCIAS

Seguimos sumando días a esta magnífica vida que Dios nos dio!!!, y lo más lindo de todo es que seguimos sumando vivencias, que sean las mejores, buenas o malas depende de nosotros.
Parte de vivir y disfrutar la vida es comprender que estamos rodeados de gente, que las personas son como son, así como nosotros somos como somos, y esta premisa nos llevará a establecer relaciones personales, humanas sanas y duraderas.

¿Alguna vez sentiste que te gustaría vivir en una isla y que nadie a tu alrededor te moleste?, déjame decirte que es una sensación bastante común y aunque pienso que la soledad es necesaria en muchos sentidos de nuestra existencia, no puedo ignorar el hecho de que nuestras actividades se desarrollan en medio de un conglomerado de personas que a su vez tienen sus propios "mundos"; este interactuar nos exige aceptar a cada persona como es, con sus defectos y sus virtudes.

Las personas nos decepcionan porque esperamos cosas de ellas que probablemente nosotros haríamos pero eso no implica que los demás lo hagan y lo más seguro es que nosotros también habremos decepcionado al menos a alguien en lo que llevamos de vida. Llenamos a las personas con virtudes que creemos que tienen, probablemente estamos buscando nuestro propio reflejo, es un error más común de lo que te imaginas, creo que por esta "exigencia" en la que se desarrollan las relaciones humanas, es que muchas personas han creado "personalidades" según sea el entorno en el que están, ¿a qué nos ha llevado eso? a acumular derrotas, fracasos, frustraciones, falsedades en cuanto a las relaciones personales se refiere.

Aquí estamos para aprender, se tenga la edad que se tenga, la vida es una escuela y hay que estar atentos a las lecciones que se nos presentan, por ello quiero que esta semana te permitas disfrutar más de las personas con las cuales interactuas, deja de exigir y de exigirte, permite que el mundo y los demás te conozca como eres realmente, y bueno; saber cómo es uno y lo que quiere en la vida ya es tema de otra semana, por ahora práctica más la aceptación, regala a las personas con las cuales interactuas a diario la confianza suficiente para que ellas sean como realmente son.

Recuerda que cada persona tiene algo que aportar a tu vida, como tú a la de los demás. Deja que cada persona te sorprenda con aquellas cosas buenas que pueden hacer, las cosas que fue atesorando desde su propio aprendizaje.
Ningún camino es igual al tuyo, por lo tanto disfruta de lo que las personas te pueden proporcionar, no esperes que hagan lo que tú quieres o lo que tú harías. Ten en cuenta que aceptar a los demás como son es la clave para establecer relaciones más saludables.

Empecemos a practicar la auntencidad!!!, es mucho lo que se puede hacer para que cada día empiece a ser distinto, recuerda que no son la suma de los días, son la suma de las vivencias. La mayor conquista que alcanzaras en esta vida es SER FELIZ y se puede, claro que se puede.



domingo, 28 de enero de 2018

SE NOS OLVIDA, OLVIDAR

Vamos a seguir festejando la vida!!!, pero festejar la vida implica también que a veces hay algunos aspectos que mejorar de nosotros mismos o de nuestra forma de encarar la vida.
Uno de los talleres que acostumbro dictar es "La Alegría de Estar Vivos", disfruto mucho interactuar con los asistentes, porque casi siempre pasa lo mismo: La mayoría acude intrigado por el título y es que casi siempre me preguntan "¿cómo es posible sentirse feliz de estar vivo cuando uno vive en un mundo como este?", yo siempre les digo que en realidad es muy sencillo.

Para poder disfrutar de la vida que nos pertenece, primero tenemos que limpiar nuestra visión como lo hacemos con nuestras gafas cuando empezamos a ver borroso.
Hace algún tiempo ya, conversando con una amistad me comentó que en uno de los cursos a los cuales había asistido trataron ese pasaje de la Biblia en el cual habla sobre la destrucción de Sodoma y Gomorra (sí probablemente a estas alturas están pensando que empezaré a hablarles de religión pero denme un tiempo que ya llegare al punto que hoy quiero compartir) lo cierto es que todos sabemos que Dios ordenó que escaparan sin mirar atrás o se convertirían en una estatua de sal.

¿Qué tiene esto que ver con la vida?: Mucho en realidad, lo cierto es que esta amistad me dice que probablemente en nuestros días también nos convertimos en estatuas de sal, no porque vayamos a mirar para atrás, pero si porque miramos constantemente al pasado.

Me gusto tanto su comentario que hoy, estoy aquí compartiéndolo con ustedes, porque las cosas buenos son mejores cuando uno las comparte.El hecho es que se nos olvida, OLVIDAR; pero ¿qué es lo que debemos olvidar? eso es precisamente lo que hoy quiero que comprendas.

Hace falta olvidar los malos momentos, hace falta olvidar que tuvimos heridas profundas, que recibimos ofensas, que nos equivocamos, que caímos. Hace falta olvidar para poder seguir, pero olvidar todo aquello que nos hizo daño un día, todo aquello que nos lastimó.

Necesitamos ser hombres nuevos, cada día de nuestras formidables vidas, necesitamos comprender que lo que pasó, ya fué; que no seríamos lo mismos sin todo lo que pasamos, pero tampoco debemos darle mayor entidad que la que tuvo en su tiempo.

Personalmente no disfruto de asistir a talleres teológicos, comprendo que hay personas que se han formado para ello, pero mi visión de la vida y mi vivencia de la fe son muy simples en realidad. 
Disfruto ayudando a las personas a que descubran que la fe esta viva y más viva que nunca en cada una de sus vidas, pero hay que saber encontrarla y vivirla.

Dios ayuda mucho en este sentido, como cuando esta amistad me comentó lo que había aprendido en ese curso, ¿no lo habían visto desde esa perspectiva verdad?, con honestidad confieso que yo tampoco, pero una vez que lo comprendí me pareció tan maravilloso que hoy quise comentárselos.

Durante este año y si Dios me lo permite semana a semana iré compartiendo con ustedes temas que como siempre nos ayuden a vivir mejor nuestra vida, porque vale la pena hacerlo. A menudo malgastamos nuestros días en un cúmulo de experiencias innecesarias que no nos hacen ningún bien.

A recordar entonces que es bueno olvidar todo lo malo que se haya vivido porque se suele decir que recordar es volver a vivir y no creo que haya nadie que por libre elección decida revivir permanentemente lo que a su turno le causo pesar. El problema es que se trata de redireccionar la vida, de olvidar viejas costumbres y renovarse con un enfoque nuevo y sano. !!Vamos que hasta los árboles se despojan de las hojas nuevas para lucir sus retoños!!, ¿cómo no vamos a poder hacerlo nosotros?.

Si vas a recordar algo una y otra vez, que sean los momentos felices, que sean todos esos rostros que te regalaron sus mejores sonrisas!!! y a ritmo de Rapahel y Danny Martin los dejo con este tema precioso: QUE BONITA LA VIDA






domingo, 21 de enero de 2018

TIEMPOS FELICES.... SON POSIBLES!!

A menudo me gusta pensar que todos vamos caminando por la vida, pero ¿qué significa eso realmente?, basta con solo imaginar por un instante qué es lo que hacemos cada uno mientras damos una corta o larga caminata: ¿Pensamos en nuestros asuntos, ajenos a todo lo que pasa a nuestro alrededor?, ¿Observamos a las personas que se cruzan en nuestro camino?, ¿observamos nuestro recorrido?, quizá entablamos largos diálogos con nosotros mismos.
Caminar por la vida para mi es en definitiva todo eso y más, es percatarnos de todo aquello que se nos presenta y verle siempre el lado más favorable, es pensar en nuestros asuntos pero de una manera saludable, sin dramatismos innecesarios que a la postre nos atormentarán el alma, es observar a las personas que se nos cruzan en el camino con una sola pregunta: ¿Apareció para enseñarme algo o debo ser yo quién lo haga?. 

Tengo en las manos el libro "El Poder Sanador Del Amor" (Jean Maalouff) y me pregunto si realmente estamos conscientes de disponer de tal poder, de tal capacidad de sanar el alma, de curar la enfermedad más grave, de sanar las heridas del corazón o tan solo enriquecer y dar vida al alma.

Este año empecé con una sola cosa en la mente, dejar de distraerme con todo lo que esta pasando en el mundo y concentrarme más con lo que esta pasando en el alma; decidí entonces compartir con ustedes solo cosas buenas, cosas felices, a las cuales vale la pena dedicarle nuestros pensamientos, por lo menos un tiempo.

Cuando ocupamos un espacio físico por primera vez, buscamos la manera de hacerlo nuestro, de llenarlo de muchos objetos "bonitos" que representen nuestra personalidad, ponemos tanto empeño en ello al principio que una hermosa sensación de satisfacción se instala en nuestra alma, hasta que poco a poco nos va ganando la costumbre, ya la rutina de todos los días nos quita la emoción que se instalo en un primer momento.

Creo que nos pasa lo mismo con todo cuando realmente no conocemos el amor; conocemos a "esa" persona que en un primer tiempo nos hace sentir tan especiales a la cual con el tiempo vamos dejando en la costumbre, en ese cúmulo de cosas que ya no nos parecen tan interesantes, es que con lo rápido que cambiamos todo hoy en día las novedades están a la orden del día y las personas no sobreviven a eso.

Quizá nos pasa lo mismo cuando adquirimos una mascota, las gracias del cachorro que tanto nos causaban risa, se van perdiendo hasta que un día vemos a un animal adulto o envejecido que quizá solo duerme a nuestro lado.

El amor lo cura todo, pero hay que saber darle el lugar que le corresponde. El amor es capaz de cerrar las heridas más profundas pero es necesario verlo con absoluta claridad.
Al amor no se le puede ver como se ve una ropa que nos gusta en alguna vitrina, uno no asiste a una escuela para aprender a amar, no hay un lugar donde uno pueda ir a comprar amor. Me pregunto si uno pudiera encerrar el amor en un envase y venderlo en pequeñas dosis, ¿cuántas personas acudirían a comprarlo?, ¿a qué precio elevado lo venderían?.

Ya somos poseedores de grandes tesoros, se nos han dado gratuitamente,  solo que hemos dejado de verlos. Hoy estamos demasiado acostumbrados a pensar en todo lo que se puede comprar, quizá sea por eso que hemos dejado a un lado todo aquello que ya tenemos, instalado en el alma, aquello que ya conocemos y que puede llenar nuestra vida de una inmensa alegría.
Al amor solo se le puede ver con los ojos del alma, al amor solo se lo siente en el corazón, en esa sensación de alegría que de pronto nos inunda el alma cuando pensamos en aquellos seres que amamos!!.

Hace poco escuchaba a una persona decir, "si hubiera alguien que pudiera vender un poco de tiempo hoy sería un millonario", es que nos hemos hecho esclavos de tantas cosas que apenas si podemos percibir que somos nosotros mismos quienes deberíamos valorar más en qué invertimos nuestro tiempo.

La tecnología ha avanzado tanto, que ahora tenemos la posibilidad de comunicarnos con una persona que esta a miles de kilómetros de distancia, casi de inmediato y yo me quedo pensando en ese tiempo maravilloso es que uno escribía una carta y esperaba semanas para recibir una respuesta. Jamás el amor necesitó la tecnología para comunicar dos corazones!!. hay que saber amar para saber que existe un lenguaje que trasciende la distancia y quizá te sorprenderá saber que también funciona casi inmediatamente!!.

Invitemos al amor a formar parte de nuestros días, recibámoslo en la forma que se presente, empecemos a vivir días plenamente felices que el amor lo puede todo!!.
El amor esta y siempre está muy presente en la vida, no lo dejemos perdido entre tantas "novedades",es el mayor poder que da vida al alma!!


"Los que sueñan de día son conscientes de muchas cosas que escapan a los que sueñan solo de noche"
(Edgar Allan Poe)


domingo, 14 de enero de 2018

A LOS "BUENOS DIAS", DIAS MEJORES

Feliz Semana Amigos!!!:
Todo tiempo debe ser motivo de celebración, nos hemos acostumbrado a ver nuestro presente como días llenos de ocupaciones ( a veces son tantas que apenas si podemos compartir tiempo con familia y amigos), preocupaciones, carencias y que decir del medio en el que vivimos: Malas noticias, rabias, frustraciones, etc.

Si, tenemos que pensar mucho para enumerar todos los motivos que tenemos para celebrar, para sentirnos felices y dar gracias a Dios por todo lo bueno que tenemos.
Una persona me contaba que el fin de año no había podido celebrar con sus seres queridos por razones ajenas a su voluntad, lo cierto es que esta semana decidió invitarlos a todos para celebrar el año nuevo y darle la bienvenida con todos ellos; "¿por que amargarme si esa noche no pude estar con ellos?, lo cierto es que seguimos vivos y todos los días son buenos para celebrar algo".

Me quede pensando tanto en esto, que hoy decidí compartirlo con todos ustedes, porque es cierto, nos hemos acostumbrado a esperar solo las fechas especiales para reunirnos en familia y celebrar. La mayoría llega a esos días con una pesada carga de tribulaciones y preocupaciones que ni siquiera puede festejar en toda su plenitud.

Le robamos momentos a nuestra propia vida!!, deberíamos pensar  más a menudo que nada es tan grave como parece, que no porque la gente hable de todos los problemas que se nos vienen en el futuro necesariamente significa que esos problemas llegaran o que vayan a afectarnos a nosotros. Dejamos que la incertidumbre por los días que vendrán sea la invitada de cada uno de nuestros días presentes.

Que decir del miedo que albergamos al pensar en tantas cosas, pobres de nosotros si empezamos a manifestar alguna enfermedad, de inmediato empezamos a pensar que podría tratarse de algo muy grave, lo más triste es que siempre están las personas que nos comentan que conocieron a "alguien" con síntomas similares y se trataba de algo muy grave. Todo el estrés que genera el miedo a tantas cosas nos roba la paz de nuestros días.

Hace falta cambiar la forma con la que encaramos nuestros días, pensar más  a menudo que nadie, absolutamente nadie esta más al control de tus días que tu mismo. ¿Qué importa lo que vaya a pasar en el futuro?, ya te ocuparás de ello cuando sea el momento; hace falta empezar a ver con más frecuencia lo que tenemos hoy, lo que podemos hacer hoy y empezar a vivir con todo lo que somos capaces de hacer por nosotros y por los que amamos hoy.

Si hoy pudimos sentarnos a disfrutar de una buena comida con aquellos que nos hacen bien al alma, ¿qué importa si se trataba de una comida costosa?, ¿es que acaso las risas y el afecto se disfrutan más cuando estamos rodeados de lujos?.... He visto personas muy pobres que solo tenían dinero.

Piensa que hoy, no existen razones para que seas infeliz, no hay motivos para que pierdas tu presente pensando en lo que no tienes, eso no te deja ver que posiblemente eres la persona más rica y más exitosa que vas a conocer en la vida!!. Presta más atención a tus días presentes y celebra cada uno de ellos porque ya tienes muchas razones para ser feliz, solo que tal vez todavía no te diste cuenta.

La próxima vez que mires a alguien y lo saludes con un "buenos días", recuerda que:

A LOS "BUENOS DIAS", DIAS MEJORES!!



domingo, 7 de enero de 2018

DEJA QUE LA VIDA TE SORPRENDA!!

Y aqui estamos amigos!!!:
Ya empezó el nuevo año, ya reinició el tiempo; estamos nuevamente frente a 365 oportunidades para hacer las cosas bien, pero ¿qué es hacer las cosas bien?, tengo la seguridad de que a lo largo de sus vidas por lo menos a una persona le han escuchado decir esto... ¿qué es hacer las cosas bien?.

Las fiestas ya pasaron, las reuniones familiares propias de estas fechas, ¿cómo te fue?, ¿pasaste las fiestas como esperabas?...

Hoy estamos aquí, en ese maravilloso inicio de año, en el que aún (espero) no hemos lastimado a nadie ni nos han lastimado, ese baúl en el que escondemos nuestros errores esta sin abrir, pero en cambio tenemos ante nosotros todo un año que inicia y viene como siempre con páginas en blanco, como la mejor de las promesas de que este será un buen año.

Llevo tan poco escrito y palabras como "bueno", "bien" se van haciendo presentes; esta debería ser una consigna importante antes de que inicies la carrera del nuevo año, rodearte de todo aquello que alimenta tu alma, de todo aquello que te hace feliz. Las palabras que utilizas para hablar contigo o con lo demás no están fuera de ello, de hecho son invitadas importantes pues son las que a futuro irán dejando huella en tí, ¿ya te diste cuenta?.

¿Eres de las personas que empezó este nuevo tiempo con la esperanza de que este año sea diferente?, sé que lo que has vivido hasta ahora no ha colmado tus expectativas, esas que apenas recuerdas o que ya se te olvidaron, cuya ausencia fue dejando en el alma una extraña sensación de tristeza.
Mira que el año no es el que tiene que ser diferente ni necesariamente el tiempo pasado es todo malo, aquí el que tiene que empezar un tiempo nuevo de una forma diferente eres tú, el que debe tener el valor para dejar de darle oportunidades a quien realmente no se las merece, el que tienen que dejar de crear excusas para aquello que en el fondo esta mal y no va a cambiar.

Para poder abrazar un tiempo nuevo realmente, hace falta que seamos valientes para seguir nuestro camino, tu camino, ese que siempre tienes presente en la mente y que no te animas a seguirlo.

Un año nuevo y sin embargo los mismos meses, las mismas fiestas, los mismos cumpleaños; festejar el cambio en el número de los años no es acoger ese tiempo nuevo, en cambio sí lo es por ejemplo  esperar que llegue el cumpleaños de esa persona  a la que por circunstancias de la "vida" no pudiste ver o felicitar o "simplemente" decirle cuán importante es para ti. A veces hay regalos que no cuestan ni un solo centavo y sin embargo son muy valiosos como el tiempo.

Celebra la llegada de este año pero hazlo con el alma, no por la costumbre, no porque todos los años haces lo mismo, celebra la llegada de un tiempo nuevo con aquellos a quienes amas, disfrútalos, permite que los demás disfruten de esa maravillosa persona que eres!!!.

Si, logramos iniciar un nuevo tiempo, conseguimos salir a flote de todas aquellas personas, momentos o cosas que lucharon por apagar nuestra luz interior; ya solo por eso somos unos triunfadores porque la vida cuando no se la ve con claridad se hace muy difícil; pero este es un tiempo nuevo, uno que depende entera y completamente de ti, no lo inviertas solo para sobrevivir, deja que la vida te sorprenda.... EMPIEZA A VIVIR!!!